16 pueblos con encanto en Asturias

Dicen que en el mar la vida es más intensa, en honor a la verdad, no existe mejor afirmación. Poder ver cómo pasa la vida mientras al mismo tiempo se puede disfrutar del olor, el color y la sensación de estar cerca del mar, es sin duda alguna una de las mejores experiencias que se puede tener. Existen una serie de pueblos con encanto en Asturias donde todo esto es posible.

Entre mar, parques, reservas y monumentos naturales se encuentra el Principado de Asturias, una comunidad que está a orillas del mar Cantábrico. Dejarse llevar por su encanto será un placer inevitable. Vamos con una selección de los pueblos con encanto en Asturias que no te puedes perder en tu visita a la comunidad norteña.

Pueblos con encanto en Asturias

Llena de fascinantes pueblos bonitos de Asturias marineros y con una historia viva que siempre tiene algo que contar a sus visitantes. Asturias es, sin duda, una de las costas que mejor se ha mantenido en España. Sus playas de arena dorada y agua cristalina, nada tiene que envidiarle a ninguno de esos paisajes del Mediterráneo. Aunque tal vez sí las temperaturas.

Una población que supera el millón de habitantes, una senda de curvas pronunciadas que conecta a sus más de 400 kilómetros de distancia, unas villas de encanto especial, su historia y tradición, hacen de esta provincia uno de los destinos más solicitados y encantadores del país. Nosotros hemos listado los 16 pueblso con encanto en Asturias que consideramos más bonitos, fascinantes y famosos, pero hay muchos más, tan sólo hay que poner rumbo a este paraíso verde llamado Asturias. También puedes echar un vistazo a los pueblos más bonitos de Navarra.

1. Cudillero, uno de los pueblos con encanto en Asturias más famoso

Lleno de colores tan vivos como el mar y el cielo que lo rodea, este maravilloso pueblo de pescadores cuenta con empinadas y bonitas calles estrechas que ofrece una experiencia fascinante tanto a quien lo visita como a quien vive en él. Es, sin duda, uno de los 16 pueblos con encanto en Asturias.

pueblos bonitos de asturias

Con una vista única tanto al mar, con sus playas de encanto especial, así como a la montaña, tan llena de ese verde que solo la naturaleza regala, Cudillero es un reflejo de la perfección de la Creación en poner en un solo espacio los paisajes más bonitos que se puedan observar.

En cuanto a lugares de interés para visitar, vale mencionar que en esta población se pueden encontrar no solo los más atractivos, sino aquellos que entre sus piedras cuentan historias tan fascinantes que será casi imposible dejar de visitar.

2. Lastres

Considerado como uno de los pueblos costeros más pintorescos de España, Lastres cuenta con una historia tan rica como su singular esplendor. Siguiendo la tradición de mantener vivos los colores, las casas ofrecen una vista maravillosa que encanta a quien las visita, sus calles empinadas, estrechas y de piedras son un verdadero espectáculo.

Si con algo cuentan cada uno de estos pueblos de Asturias, son en definitiva los lugares de interés para visitar. Lastres no es la excepción, hay capillas, un impresionante Barrio de los Balleneros, la iglesia de Santa María de Sádaba y por supuesto los mejores restaurantes para probar la comida típica de la zona.

pueblos bonitos asturias

3. Colombres

De los pueblos con encanto de Asturias, uno de los más llamativos es sin duda, Colombres, designado como Pueblo Ejemplar en el 2015, es reconocido por su significativo valor arquitectónico. Con su importante herencia indiana, que hasta el día de hoy no ha perdido, este pueblo fue declarado Bien de Interés Cultural por sus impresionantes edificaciones.

Efectivamente quien lo visite no solo encontrará la magnificencia característica de Asturias, sino que también podrá disfrutar del diseños de edificaciones realmente fascinantes y poco vistas.

4. Castropol

Siguiendo con los pueblos bonitos de Asturias, llegó el momento de Castropol, ubicado en una zona privilegiada, ya que se encuentra en un punto tan cerca del mar que un artista podría sin duda inspirarse y realizar una de sus obras más sorprendentes.

Declarado Conjunto Histórico de Asturias, ha sido escenarios para que grandes literatos encontraron su inspiración entre sus calles llenas de misterio y belleza, sus monumentos más interesantes son: el Palacio de Valledor, el de los Marqueses de Santa Cruz de Marcenado, la Casa de la Cultura, entre otros.

5. Tazones

Si algo no les falta a estos pueblos de Asturias, es sin duda ese llamativo toque de villa de marineros, sus casas con colores vivos y calles empinadas enamora sin duda a quien decide visitarlos, Tazones es, a los ojos de cualquiera, uno de los más atractivos.

Pero no solo es cuestión de increíbles vistas, es también que sus platos característicos son realmente deliciosos, es por eso que visitar sus restaurantes y probar sus pescados y mariscos es algo obligatorio. Por si fuera poco, un paseo que se debe realizar es la Ruta de los dinosaurios, para descubrir algunos de las huellas que aún son visibles, sobre todo con la marea baja.

6. Villaviciosa

Existen lugares ideales para pasar unos días de descanso en medio de increíbles edificaciones que permiten tener una vista encantadora, en Villaviciosa o la Capital de la Manzana como también se le conoce, es sin duda uno de esos lugares.

Especialistas en la elaboración de sidras, este pueblo costero cuenta con un casco urbano que está repleto de edificios y palacios realmente interesantes, ya que su historia data de los siglos XVII y XVIII.

Es por si fuera poco, una de las vías referencia hacia el Camino de Santiago de Compostela. Y mientras se recorre, se puede observar los monumentos más interesantes de la región, como el Teatro Riera, el Ayuntamiento y la iglesia de la Anunciación.

7. Ribadesella

Rodeada de inmensos acantilados y calas salvajes, Ribadesella, es uno de los pueblos con encanto de Asturias, quien visita a este villa pesquera, es probable que termine enamorándose de sus paisajes tan tranquilos. Con un encanto un tanto rupestre, este pueblo ofrece a los turistas la diversión, la cultura, la comida y el descanso que tanto buscan para pasar unos días realmente especiales.

En un recorrido por su casco viejo, es posible encontrar sidrerías y tabernas, donde los lugareños ofrecen a los visitantes una atención muy especial. Lo mejor de todo, es que también se pueden visitar los miradores, el Palacio de Prieto-Cutre, el paseo marítimo, y durante los primero días de agosto, se puede disfrutar del Descenso Internacional del Sella.

8. Cangas de Onís

Sin duda unos de los lugares que cuenta su propia historia de conquista, ya que fue aquí donde Don Pelayo comenzó la Reconquista y fue el primer lugar donde se asentó la sede de la Corte del Reino de Asturias, lo que le ha dado el reconocimiento como la primera capital de España.

Una combinación perfecta de historia y actualidad en donde convergen de manera casi perfecta el comercio y la naturaleza.

Diferentes edificaciones, monumentos, restaurantes y lugares de interés se encuentran en esta villa de pescadores ideales para conocer mientras se pasan unos días de descanso.

9. Taramundi

Una de las virtudes que representa a estos pueblos bonitos de Asturias, es sin duda su riqueza natural, su gente llena de amabilidad y dispuesta a dar lo mejor para ofrecer una atención de calidad a los visitantes.

Taramundi, una de las villas más pintorescas, es de los lugares ideales para el turismo rural de la provincia, en medio de un entorno lleno de naturaleza, entre bosques, montañas y agua se encuentran bonitas casas que transportan al visitante a una época de paz y tranquilidad.

Lugares para visitar existen muchos, el ambiente invita a los turistas a conocer cada una de sus aldeas que están repletas de historia por contar, de actividades al aire libre y de una gastronomía inconfundible.

10. Luarca

Anclado en lo más alto de los acantilados, se encuentra uno de los pueblos del Camino de Santiago, Luarca, es uno de los pueblos más encantadores de la costa occidental de Asturias. Como una perfecta postal, aquí se puede observar en una sola imagen el mar y la montaña en perfecta combinación para hacer de este pedacito de cielo un verdadero sueño hecho realidad.

Visitar su muelle donde aún actualmente hay queda la historia de los barcos balleneros es infaltable, el faro del Palacio del Marqués de Ferrara y la iglesia de la ermita de la Virgen Blanca, son otros de los lugares de interés en este pueblo con encanto de Asturias.

11. Luanco

Otro de los pueblos balleneros de la zona, Luanco ofrece a sus visitantes la oportunidad de disfrutar de un turismo lleno de aventuras e historia, la amabilidad de sus habitantes, así como la belleza de sus calles y casas en definitiva enamoran a quienes decidan visitarlos.

pueblos de asturias

Otras de las características que predominan en esta villa es sin duda su puerto y sus restaurantes, donde se destaca la pasión por los productos de la región para elaborar los platos más deliciosos.

12. Bulnes

Un verdadero lugar para el descanso, para olvidarse por completo del estrés citadino, con un poco más de 20 habitantes, este rincón de Asturias representa la belleza de la región. Lo más atractivo de este pueblo es que no cuenta con vías de acceso, por lo que se debe hacer en funicular o por rutas a través del Parque Nacional. Es sin duda uno de los lugares más protegidos de la provincia gracias a su ubicación privilegiada.

13. Llanes

Con unas playas encantadoras, este es uno de los pueblos bonitos de Asturias, con un entorno natural e impresionante que ofrece a visitantes y lugareños una de las villas con las vistas más impresionantes.

Casas señoriales y un casco antiguo que ha sido declarado como Bien de Interés Cultural, Llanes tiene mucho que ofrecer sin duda.

14. Salas

Desde sus calles empedradas y empinadas, sus cafés al aire libre, sin duda este es uno de los pueblos del interior occidental de Asturias con mayor encanto, considerado como uno de los más bonitos de la provincia, fue declarado Conjunto Histórico-Artístico.

Con impresionantes diseños arquitectónicos, Salas presenta edificaciones que son una historia viviente de lo que un día fue y se vivió en esa zona.

15. Bandujo

Como si de un pueblo de historias infantiles de los Alpes Suizos se tratara, Bandujo es un verdadero encanto, pues en medio de las montañas, con tan solo unos 40 habitantes y con un acceso difícil, mantiene aún una arquitectura tradicional, casas de piedras con techo de paja y hórreos de madera. Una verdadera demostración de respeto por la naturaleza y la simplicidad.

16. Puerto de Vega

Para finalizar este encuentro de pueblos bonitos de Asturias, llenos de encanto inigualable, se encuentra esta villa de pesqueros que se encuentra en la costa occidental de esta provincia y se encuentra en medio de una naturaleza tan bella como única.

Puerto de Vega con una historia más que fascinante, ofrece a visitantes y lugareños las playas más encantadoras de la región, así que si de lugares de interés se trata, este sin duda, es uno de los que se debe tener en la lista.

20 pueblos con encanto en Navarra

Encanta por la belleza arrobadora de sus parajes naturales, sus poblados de añejo sentido histórico, su arraigado patrimonio cultural y artístico, sus castillos de aires medievales y su condición de tierra de buen beber y comer. Y es que son muchos los pueblos con encanto en Navarra, aunque también los hay en otros lugares de España, como en Málaga.

Visitar Navarra, darse el gusto de apreciarla en todo su esplendor es una oportunidad que no se puede echar a perder. Conocer los pueblos de Navarra es vivir la aventura de ese encanto de muy justa y merecida fama. A continuación, te proponemos una selección de los pueblos más bonitos que ver en Navarra.

paisajes de Navarra
Pueblos con encanto en Navarra

Pueblos bonitos de Navarra

Bonitos son los pueblos de Navarra por su impresionante variedad de paisajes, monumentos y sitios históricos. Son encantadores los tantos pueblos de Navarra en un territorio que apenas sobrepasa los diez kilómetros cuadrados.

Sus pueblos rezuman en matices pintorescos la influencia aragonesa y vasca, sumados a un pasado señorial de antiguas monarquías y su riqueza en tradiciones y en el ámbito cultural y recreativo.

A continuación, un breve recorrido a manera de presentación de algunos de los pueblos con encanto de Navarra.

Olite: Uno de los pueblos con encanto en Navarra más famosos

Dada la riqueza y variedad de su patrimonio artístico e histórico, Olite tiene el honor de haber sido declarado Conjunto Histórico y Artístico. En pleno corazón de una llanura y situación privilegiada, es célebre por el imponente castillo y palacio que fue residencia de los reyes de Navarra en la Edad Media.

pueblos bonitos de Navarra
Olite: uno de los pueblos más bonitos de Navarra

A todo su conjunto de monumentos, iglesias y conventos han de sumarse eventos tan importantes como la Fiesta de la Vendimia de Navarra, las Fiestas Medievales y el Festival de Teatro Clásico.

Tafalla

Ubicado a tan solo 35 kilómetros de Pamplona, capital de la Comunidad Foral de Navarra, y de un poco más de diez mil habitantes, Tafalla funda buena parte de su atractiva belleza en la arquitectura civil y religiosa de distintos siglos. El turista de curiosidad histórica y cultural encontrará en Tafalla una espléndida muestra de edificaciones medievales, en particular de estilo románico y de otras épocas que dicen mucho de su pasado de tradición monárquica.

Puente La Reina

En este pueblo de impactante arquitectura medieval convergen dos principales vías en el Camino de Santiago, y es muy conocido por su puente  de estilo románico sobre el río Arga.

Puente La Reina se precia de tener célebres monumentos religiosos como las iglesias del Crucifijo, de San Pedro y de Santiago. Esta villa con una población de 2.500 habitantes es muy apreciada por los edificios de marcada influencia jacobea o relativa con el apóstol Santiago.

Ujué

Ubicado en la llamada Zona Media y coronando una meseta, es el pueblo medieval por excelencia. Sus estrechas calles empedradas y sus casas a modo de racimos alrededor de la iglesia y la fortaleza de Santa María, le dan ese aspecto medieval que lo hace uno de los favoritos de los visitantes de Navarra.

pueblos con encanto Navarra
El pueblo medieval de Navarra

A 840 metros de altura y de apenas 300 habitantes, su origen se remonta a la época romana, pero cristalizó como villa a fines del siglo VIII y principio del IX.

Artaxona

Sin duda otro fascinante pueblo medieval a tan solo 30 kilómetros de Pamplona y de 1.700 habitantes. Su más sobresaliente e impresionante joya arquitectónica es la fortaleza conocida como El Cerco de Artaxona con sus nueve torreones, que data del siglo XI,

En Artaxona también destacan la iglesia de San Saturnino con su imponente torre, la basílica de estilo barroco de Nuestra Señora de Jerusalén y la capilla de San Pedro. Además de esas espectaculares construcciones plenas de historia, en Artaxona se conservan construcciones funerarias y dólmenes prehistóricos.

Otsagabia

Otsagabia u Ochagavía debe buena parte de su encanto a sus empinadas calles empedradas y su medieval puente de piedra sobre el río Anduña. Enclavado en el pirineo navarro y con lugares de ambientes mágicos como la Selva de Irati, donde se puede esquiar en invierno, Otsagabia también ostenta su iglesia de piedra, casas y palacios medievales.

Este encantador pueblo está rodeado de increíbles paisajes y monumentos naturales.

Elizondo

En el Valle de Baztán encontraremos uno de los pueblos más encantadores. Nos referimos a Elizondo, próspero y urbano a ambas márgenes del río Bidasoa, con sus señoriales casas de grandes balcones y alacetes. Entre sus joyas arquitectónicas destacan la Iglesia de Santiago, el palacio de Datue, la Casa del Virrey y el barroco palacio de Arizkunenea.

Pueblos de Navarra
Paisaje típico de un pueblo de Navarra

Rodeado de increíbles paisajes naturales, Elizondo sobresale en la región por su prosperidad económica y la estupenda infraestructura pública y privada.

Cascante

Situado en la Ribera de Navarra, este pueblo de casi 4.000 habitantes y cercano a la frontera con Aragón abunda en patrimonio histórico y religioso. De tal patrimonio tienen mayor relevancia la Basílica de Nuestra Señora del Romero, del siglo XVI, la iglesia gótica de la Asunción, el Antiguo Convento de la Orden de los Frailes Mínimos, el Palacio de Bobadilla, el Museo Etnológico y la Casa Duplá.

En Cascante también puede disfrutarse de preciosos parajes naturales como la laguna Lor, el Parque del Romero y el Camino Natural Vía Verde el Tarazonica.

Sangüesa

Con algo más de 5.000 habitantes y a 44 kilómetros de Pamplona, Sangüesa forma parte importante del Camino de Santiago. En su rico y variado patrimonio destacan conventos, iglesias y edificios civiles, pero sobre todo la Iglesia de Santa María, joya del arte románico y monumento nacional.

Además de los ya mencionados, pueden apreciarse maravillas arquitectónicas de diferentes épocas como el Palacio de los Duques de Granada de Ega, el Palacio de los Reyes de Navarra y el Palacio de los Marqueses Valle-Santoro.

Por algo suele decirse que Sangüesa tiene en cada calle un monumento.

Roncesvalles, uno de los pueblos con encanto en Navarra con más historia

Circundado por el entorno forestal del pirineo navarro, Roncesvalles es un pueblo rebosante de leyendas e historia. Basta con tener presente que es el punto de inicio predilecto del Camino de Santiago para muchos peregrinos. Célebre también por la batalla de Roncesvalles en la que Carlomagno sufrió una histórica derrota.

pueblos en Navarra

Roncesvalles es dueña de un excepcional patrimonio religioso, histórico y cultural que requiere un reposado y atento recorrido. En sus alrededores se realizan actividades como el senderismo en el cercano Parque de la Selva de Irati.

Bera de Bidasoa

En el valle formado por el río Bidasoa y cercano a la frontera con Francia, a la cual la comunican los pasos de Lizuniaga e Ibardin, se encuentra Bera de Bidasoa. En esa encantadora localidad puede apreciarse la Iglesia de San Esteban y una increíble variedad de casas solariegas que datan de los siglos XVI y XVII.

Es de resaltar entre sus edificios la Casa Consistorial, la casa de los Baroja y la casa Itzea. Este encantador pueblo también es famoso por la conservación de bailes ancestrales como la Makil Dantza y sus fiestas patronales consagradas a San Esteban.

Zugarramurdi, de los pueblos bonitos de Navarra con triste historia

Sin duda la fama de este pueblo del Valle de Baztán de 200 habitantes se debe a una historia centrada en la Cueva de la Brujas y en la que fueron procesadas cuarenta mujeres en 1610 por practicar la brujería, de las cuales doce enfrentaron la condena a la hoguera.

La Cueva de las Brujas es una formación cárstica debida al arroyo Orabidea y es un túnel de 120 metros de largo y 12 de alto, y dos galerías muy altas por encima del cauce.

cuevas de Zagarramundi
Las cuevas de Zagarramundi

Pero esa fascinante historia en nada opaca la belleza que luce el contraste entre las casas señoriales y la arquitectura popular.

Amaiur

También se le conoce como Maya, un característico y pintoresco pueblo del Valle del Baztán que ofrece un espectáculo de paisajes de montañas y prados. Recibe a sus visitantes con un arco típico navarro en la entrada. Con apenas 300 habitantes, su tranquilidad proverbial en pleno Camino de Santiago invita al descanso, a largos y agradables paseos. Su arquitectura ostenta magníficas muestras como la Casa Arriada y el Palacio Arretxea.

Viana

Refundado por el rey Sancho VII en 1219, este encantador pueblo de la Comunidad Foral de Navarra permite apreciar toda una estructura fortificada por la cual se le declaró Conjunto Artístico-Histórico hace veinticinco años.

Destacan entre los edificios de mayor interés en Viana el Convento de San Francisco, la Iglesia de Santa María y la Casa Consistorial. Se aprecia mucho de este pueblo de monumentos históricos muy importantes  su sidrería y sus asadores, con lo más típico de la gastronomía vasco-navarro-riojana.

Arizkun

Este pueblo en el Valle del Baztán y a la ribera del río Bidasoa se le considera de gran trascendencia histórica y se le aprecia por la preservación de ancestrales tradiciones como la Fiesta de la Reina de Mayo, sus carnavales y las fiestas patronales.

Arizkun Navarra

Entre sus edificaciones sobresalen la Iglesia de San Juan Bautista, el Convento de Nuestra Señora de los Ángeles, la Torre de Vergara, el gótico Palacio de Ursúa y el Palacio de Cabo de Armería de Lizarazu. El barrio Bozate, que es uno de los seis que lo componen, es famoso por haber dado refugio al grupo social de los Agotes, de origen social misterioso.

Burguete

Este pueblo pirenaico fue creado exclusivamente para ofrecer diferentes e imprescindibles servicios a los peregrinos del Camino de Santiago. Al estar atravesado por la famosa ruta jacobea y por sus señoriales casas de cuatro aguas que datan del siglo XVIII, Burguete  fue declarado Bien de Interés Cultural en 2008.

Burguete con un entorno natural arrobador e inigualable, también cuenta entre sus atractivos el túmulo y el dolmen prehistórico de Lindus, así como el puente medieval de estilo románico. Cabe añadir a sus lugares de interés la parcial red fluvial del Erro, el Urrobi y el Irati, además del monte Alduide por sus hayedos y paso migratorio de varias especies de aves.

Etxalar

Su arquitectura popular la ha consagrado con el Premio Nacional de Turismo, en particular por las grandes casas de los siglos XVI y XVII. Los monumentos funerarios del siglo XVII, conocidos como estelas discoideas de la Iglesia de la Asunción, erigida en el siglo XIII y la torre medieval de Gaztelu, se cuentan entre sus más apreciados monumentos.

Etxalar Navarra

Etxalar está situado entre montañas y prados de intenso verdor y es muy popular por el famoso sendero de las palomeras, en el cual se practica un estilo de caza cuyo origen data del siglo XV.

Baquedano

Situado a la ribera izquierda del río Urederra, Baquedano deslumbra al visitante con sus casas cuatri centenarias y más añejas aún, ostentado en sus fachadas los blasones y escudos de quienes las eligieron. Recorrer este pequeño pueblo es un paseo histórico que abarca largos y distantes siglos, comenzando por algunos vestigios prehistóricos, los siglos II y III del período de romanización, la Edad Media y hasta el presente.

Al estar en una de las entradas del Parque Natural de la Sierra de Urbasa y Andía, y ser parte de su territorio el manantial del río Uredera, Baquedano disfruta de un particular interés para quienes lo visitan.

Burgui

Fundado a la orilla derecha del río Esca, esta villa en la frontera con Aragón destaca por sus calles empedradas, viejas casonas de aleros salientes y por ser la entrada principal al Valle del Roncal.

Burgui cuenta con bellezas naturales como la Foz de Burgui y con acantilados en los que anidan innumerables aves rupícolas y buitres en abundancia. En su territorio aún puede verse lo que ha quedado del monasterio benedictino de Urdaspal.

Es de resaltar en Burgui la Senda de los Oficios, en el que se recorren cuatro kilómetros por el puente medieval, una almadía o balsa de troncos, un horno de pan, una carbonera, una nevera medieval, una calera y un antiguo aserradero.

Urdazubi

Este pequeño pueblo pirenaico fronterizo con Francia derrocha su encanto con el monasterio del siglo IX de San Salvador, su molino del siglo XVIII, sus casas con escudos de armas y blasones, y puentes de la Edad Media sobre el río Ugarana.

En sus famosas cuevas de Ikabaru se ha tejido la leyenda de que las habitaban las lamias o especie de sirenas de la mitología vasca. Al parecer los primeros habitantes de esta población se remontan al Paleolítico, pero cabe destacar que los más precisos datos históricos refieren que en el siglo X los monjes de la Orden de San Agustín construyeron un hospital al que siguieron en su alrededor otras construcciones.

Urdazubi forma parte esencial del recorrido por estos pueblos con encanto en Navarra.

Un viaje sorprendente a las mejores playas de Marruecos

Viajar a Marruecos se asocia indiscutiblemente al desierto, a las dunas, al calor extremo y a un paisaje árido, bello pero árido. Hoy vamos a intentar ver más allá de lo típico, nos vamos a conocer las mejores playas de Marruecos. Este país norteafricano cuenta con muchos kilómetros de costa, tanto mediterránea como atlántica. Así que es sinónimo de buenas playas, si lo sumamos al clima agradable de la costa africana, tenemos una combinación excelente para hacer unas vacaciones en Marruecos de playa. ¿Sorprendido/a? ¡Espera a ver las mejores playas de Marruecos!

Playas de Marruecos: Costa Mediterránea

A menudo nos limitamos a viajar a las playas del Mediterráneo europeas y olvidamos que en la costa africana hay algunas de las mejores playas de este mar. Marruecos es uno de los mayores “exportadores” de playas mediterráneas, ya que este mar baña durante casi 500 km. las costas de Marruecos. Por ello, encontraremos algunas de las mejores playas de Marruecos muy cerca de nuestras costas. La Costa del Sol o el Cabo de Gata se encuentran justo en frente de las siguientes playas de Marruecos.

playas de Marruecos
Playas de Marruecos: La Costa Mediterránea

1. Nador, playas aun vírgenes

La ciudad de Nador es uno de los centros urbanos más importantes de Marruecos y carece en sí de atractivos turísticos. Excepto por sus costas, donde encontrarmos casi 100 km de playas vírgenes. Como es lógico, esto viene acompañado de poca accesibilidad o poca oferta turísitica, pero es lo que convierte a la zona en un gran punto de interés si buscamos alejarnos de los centros turísticos como Saidia. La playa de Kariat Arkmane, a 25 km. de Nador, es una de las mejores opciones.

2. Saidia, Marruecos con esencia española

La también conocida como como la perla azul de Marruecos, es una población pequeña pero muy turística y común, sobre todo entre el turismo español. Está ubicada justo en la frontera con Argelia, y tiene las playas más largas del país. La oferta hotelera en Saidia es cada vez más amplia ya que, como hemos comentado, es un destino muy popular a nivel internacional. Hay mucho ambiente durante el verano.

mejores playas Marruecos
Playa en Saidia, costa mediterránea de Marruecos

3. Alhucemas, entre acantilados

El Rif esconde este lado mediterráneo y lo oculta del resto del país. Así econtramos el Parque Nacional de Alhucemas. Si nos abstraemos y olvidamos que estamos en Marruecos, aquí el paisaje nos recordará a la isla de Mallorca, con sus impresionantes acantilados que mueren en aguas cristalinas. Este es un lugar estupendo para la práctica del submarinismo.

4. Tamuda Bay, un gran centro turístico

Cercana a Tetuán, Tamuda Bay es uno de los centros turísticos de las mediterráneas playas de Marruecos. Playas de arena dorada y mucha oferta hotelera y de restauración, así como multitud de posibilidades para practicar deportes acuáticos y un paseo marítimo por el que pasear, hace que todo acompañe en esta zona para pasar unas vacaciones excelentes de palya en Marruecos.

Playas de Marruecos: Costa Atlántica

Tiramos dado y de oca a oca nos vamos ahora a la costa atlántica de Marruecos. Sin duda alguna, las características de las playas atlánticas poco pueden parecerse a las del Mediterráneo. Así que en esta vertiente, vamos a encontrarnos con playas mucho más salvajes y con mucho más oleaje. Cuando más al sur del país, más vírgenes y bellas serán. Sino nos creéis, seguid leyendo 😊.

Costa Atlántica de Marruecos, playas de Asilah

Desde Tánger hasta Dakhla, en el extremo más al sur del país, encontraemos muchas ciudades bastante pobladas, así como pequeños pueblos de pescadores con una esencia tradicional exhuberante. Las playas que bañan estas poblaciones son generalmente aptas para la práctica de deportes como el surf y derivados. Ya que las corrientes marinas del Atlántico son muy fuertes, habrá que ir con cuidado y aplicar el sentido común a la hora de decidir bañarnos en estas playas, que pocas veces cuentan con vigilancia, sobre todo cuando más al sur nos encontremos.

5. Essaouira, esencia de pueblo de pescadores

Seguro que pocos saben que este pequeño pueblo de pescadores es Patrimonio de la Humanidad. Aquí encontraremos playas de arena fina, la playa urbana esá bastante bien, sobre todo para fotografiar la vida local y si hay suerte las cosas de la isla Mogador. Cuanto más nos alejamos del pueblo, más tranquilidad encontraremos en las playas de Essaouira para poder darnos un baño. Pero, sin duda, el ambiente local, los puestos de artesanía, las opciones de restauración, etc. es lo que le aporta el encanto a la playa de Essaouira.

Bella puesta de sol en Essaouira

6. Sidi Kaouki, una de las playas de Marruecos más desconocidas

Sidi Kaouki es un paraíso bastante virgen, que está cerca de Essaouira. Su playa es de aspecto  salvaje, y cuenta con un paisaje dunar. En esta playa se pueden realizar paseos en camello o o caballo a las orillas del mar, algo bastante idílico si te paras a pensar. Lo bueno de este lugar, es que pese a que la playa es muy vírgen, hay una buena oferta hotelera y de servicios, por lo que parece un lugar estupendo para venir de vacaciones playeras a Marruecos.

Preciosa estampa de la costa marroquí

7. Agadir, buen clima todo el año

La ciudad costera de Agadir es bastante popular por tener la fama de ser donde estan las mejores playas de Marruecos. Playas anchas con una arena fina y bañadas por unas aguas bastante cálidas para ser del Atlántico. Lo mejor de Agadir es que no importa la época en la que vayas, siempre vas a encontrar un clima de lo más agradable para darte un buen chapuzón y disfrutar del sol marroquí. A destacar la playa de Sidi Ribat, un paraíso para los ornitólogos ya que la observación de aves es muy sencilla.

Una de las playas de Agadir

8. Asilah, la playa cercana a Tánger

El nombre Asilah es de lo más evocador, esta ciudad cercana a Tánger atrae cada año a muchos turistas que vienen a conocer la perla del Atlántico. Además de tener uno de los cascos antiguos más bonitos del país, el puerto y la playa acompañan a esta idílica estampa de ciudad costera marroquí. En la costa que discurre desde Asilah a Tánger (unos 50 km.) vas a encontrar un gran número de playas salvajes y vírgenes donde no tendrás más remedio que parar a pegarte un chapuzón.

Entre las mejores playas de Marruecos, encontrarás aquí en Asilah, la playa de Las Palomas o de las Cuevas. Un acceso algo complejo hace que la playa sea muy tranquila a pesar de ser una de las más bonitas de la costa atlántica de Marruecos.

9. Mirleft, la estampa típicas de las playas de Marruecos

Poco transitadas las playas de la zona de Mirleft, le otorgan un encanto especial. Aquí es donde encontraremos la más bonita de las playas de Marruecos. La famosa Playa de los Arcos, que se ubica, concretamente, en Legzira. Uno de sus puntos fuertes es que, precisamente gracias a su lejanía de las zonas más turísticas de Marruecos, vamos a encontrar un paraje alucinante casi para nosotros solos.

Playas Marruecos
La Playa de los Arcos de Marruecos

10. Dakhla, Surf en el confín de Marruecos

La última de nuestras recomendaciones la encuentras en Dakhla. El lugar donde el desierto y el mar se encuentran. Además de un paraíso para los surfistas. Su ubicación en el Sáhara Occidental, lugar más que recóndito para el visitante tipo de Marruecos, le otorga el honor de ser un destino poco masificado y paradisíaco.

Hasta aquí nuestras recomendaciones sobre las mejores playas que vas a encontrar en Marruecos. Lo hemos repetido, pero volvemos a insistir, aunque Marruecos tenga un gran patrimonio cultural que, sin duda, hay que visitar, no podemos olvidarnos de su parte más salvaje y natural. Y las playas de Marruecos son buena prueba de ello.

Qué ver en Catania: Guía completa

Catania es la segunda ciudad más importante de Sicilia, solo por detrás de Palermo, su capital. El sinuoso pasado de la localidad, el volcán Etna y su heterogeneidad producto de la presencia de varias culturas (bizantina, griega, normanda, árabe y española) la posicionan como uno de los destinos turísticos italianos más interesantes para los visitantes. Si estás planeando unas próximas vacaciones a la ciudad, entonces en breve conocerás una breve guía de lo mejor que ver en Catania. Si eres un enamorado de Italia, no te puedes perder este otro post sobre Roma Gratis.

8 cosas que ver en Catania

Son muchas las cosas para ver tan pronto como se ha llegado a la ciudad. Sin embargo, hay dos puntos focales que atraen la atención de miles de turistas al año: el volcán Etna, el más grande de Europa en periodo de actividad y el corazón de la ciudad, donde se encuentran la mayoría de los sitios turísticos de Catania. Así, algunas de las cosas que no pueden faltar en el itinerario del viaje son las siguientes:

Visitar la Plaza del Duomo

Continue Reading